Internet de las cosas, disrupción digital y diseño cubano

El inminente aumento de la conectividad en Cuba ampliará la relación de la Isla con el mundo, y la rama del diseño no será la excepción. ¿Cómo influenciará esta apertura la actividad de diseño en Cuba? El tema trae sobre todo interrogantes, pero a veces la pregunta es tan importante como la respuesta… Este breve escrito pretende precisamente estimular la reflexión al respecto.

Conectividad en Cuba

“Conectando sociedades” fue la máxima con la que se inauguró en marzo pasado la XVI edición de Informática 2016. Jorge Luis Perdomo, Viceministro del Ministerio de Comunicaciones, aseguró que la actual informatización en Cuba es prioritaria.

A esto se suma la presencia de empresas internacionales como la telefónica IDT y las compañías de celulares Sprint y Verizon Wireless que ya ofrecen servicios en Cuba. Gigantes como Google, AT&T y AirBNB también han mostrado interés en la Isla como nuevo mercado.

Fenómenos globales: la disrupción digital y el internet de las cosas

En el universo global de la red de redes dos fenómenos se relacionan estrechamente con la manera en que los productos y mensajes son producidos, difundidos y consumidos, y por consecuente con el diseño: La disrupción digital y el internet de las cosas.

La disrupción digital está transformando de manera radical el mundo: medios y redes sociales ponen en contacto a gente de todo el planeta, Internet comunica a las máquinas y el 90% de los datos que hoy existen han sido generados en los últimos dos años. Las fronteras entre industrias se diluyen y los dogmas tradicionales peligran. Actualmente, empresas líderes se ven desafiadas por empresas de nicho y startups capaces de irrumpir en su mercado y de ofrecer a los consumidores una mejor experiencia de usuario.

Disrupcion digital

El Internet de las Cosas define la interconexión digital de objetos cotidianos con internet. El concepto es conectar una multitud de redes inteligentes que posibiliten el acceso a los datos de cualquier objeto en todo momento y lugar. El actual Internet de las Cosas comienza además a entrar en un nuevo reino: el Internet de Todas las Cosas. Cisco lo define como “la reunión de personas, procesos, datos y cosas para hacer conexiones en red más relevantes y valiosas que nunca, convirtiendo la información en acciones que crean nuevas capacidades, experiencias más ricas, y oportunidades económicas sin precedentes para las empresas, los individuos y los países“.

Internet de las cosas. Disrupcion digital.

El diseño del futuro

Steve Jobs aplicó la integración de funciones (fotografía, video, navegación, etc.) y la conectividad entre los dispositivos para brindar una nueva experiencia al usuario. Esta fue una decisión de diseño que cambió el mundo.

En el futuro próximo el diseño seguirá siendo un factor necesario en la economía, y dejará cada vez más de ser una pieza del proceso de producción o servicios para devenir una profesión holística y una fuente de valor agregado. Estas tendencias conllevan nuevos retos, como el incremento del enfoque multidisciplinario para resolver problemas y el balance correcto entre el diseño a la medida y el diseño de masas.

El diseño cubano

Un trabajo de la consultora internacional Accenture sobre la disrupción digital asegura que “la aceleración y envergadura de la revolución digital solo han sido igualadas por la capacidad de los consumidores para adaptarse a ella”. El factor humano (tanto usuarios como creadores) sigue siendo primordial en todo este proceso.

Proyectos diseño cubano

En el caso de los diseñadores cubanos el potencial es innegable: episodios recientes de nuestra historia han demostrado el ingenio y la excelencia de nuestros profesionales. Ejemplo tangible es la adaptación del gremio a las medidas económicas que hace un par de años revolucionaron el panorama del sector privado.

Los diseñadores cubanos, que no dudaron en insertarse en este engranaje, proponen hoy sus conocimientos en el campo de la publicidad, la gestión de marcas y el mercadeo, y contribuyen con su experiencia a enfrentar los nuevos desafíos, apoyando a los empresarios en disímiles actividades. Su inclusión en las iniciativas privadas aumenta y las ventajas se materializan.

Con la apertura de la Isla a la red de redes los modelos de negocio y las relaciones comerciales se verán reformados. Esto demandará una vez más una respuesta ágil e inteligente, y nuestros profesionales estarán seguramente a la altura: si el actual proceso de informatización en Cuba se produce de forma constructiva las posibilidades serán inmensas, y la contribución de los diseñadores cubanos podría proporcionar un impulso colosal al desarrollo económico y social del país.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *