Cuba: nueva política de fomento a la creación cinematográfica y audiovisual

“¿Cuándo vamos a tener nosotros los diseñadores algo así?”

Cubadebate anunció ayer que el país estableció una nueva política para fomentar la creación cinematográfica y audiovisual independiente. Algunos diseñadores cubanos se preguntan cuándo será su turno para contar con un aval equivalente.

Complaciendo peticiones que nos han llegado a través de las redes sociales, publicamos sobre este acontecimiento que incluye la producción cinematográfica independiente dentro del ámbito legal de la nación, y que, como aspiran quienes nos han contactado, podría generar reflexión y, por qué no, un avance en el caso de los diseñadores.

Dotar a los artistas de una condición legal

Según publicó Cubadebate, entre los cambios que trae la nueva reglamentación (aquí el PDF) se encuentran “el reconocimiento y regulación del trabajo del creador independiente, que contará con un Registro que oficializa su capacidad legal, y la creación de colectivos de creadores, un Fondo para el Fomento del Cine, una Comisión Fílmica para facilitar la producción nacional y extranjera y tres nuevas figuras de trabajo por cuenta propia”.

Estas regulaciones están amparadas por el Decreto Ley 373, que, según declaró el presidente del ICAIC, Ramón Samada, dota a esos artistas de una condición legal y reconoce el trabajo que hacen. Se convierten en entes económicos y son a la vez objeto y sujeto, pueden ser contratados por o contratar a personas naturales y jurídicas, cubanas y extranjeras, para llevar adelante su labor”.

A su vez, se les posibilita abrir cuentas bancarias corrientes para desarrollar su trabajo, y tienen una representación legal reconocida por el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, y toda posibilidad de representación ante los organismos de la Administración Central del Estado, principalmente el Banco Central”. Además, está incluida “la posibilidad de recibir ingresos de toda persona natural y jurídica cubana y extranjera”.

A los numerosos mensajes de regocijo ante las nuevas oportunidades publicados en los comentarios del artículo, se suman los de los representantes de otros gremios, que desearían poseer una estructura semejante. En lo concerniente al diseño puede leerse:

“Los arquitectos, diseñadores e ingenieros, que también somos parte del espectro creativo, esperamos por nuestro reconocimiento como fuerza creativa independiente, para desatar nuestro potencial y desarrollar proyectos que contribuyan a enaltecer la cultura nacional desde cada una de nuestras profesiones.”

“Hoy los que existen bajo régimen independiente, lo hacen desde un estatus de artista o comunicador (agradecidos, porque ha sido la única alternativa), y no como lo que son, y eso tiene implicaciones legales, éticas y económicas.”

“Muchos de los mejores proyectos de interiorismo, gráfica o arquitectura (a escala privada o con alcance social), start-ups relacionadas con nuevas tecnologías (impresión 3D, desarrollo de productos, robótica, entre otras) han surgido con mucho trabajo y sacrificio de la mano de aquellos que no son reconocidos como profesionales independientes.”

Los propios creadores actores del proceso

Al final del artículo, el presidente del ICAIC destaca la participación de los propios creadores audiovisuales: “Debemos reconocer el papel que tuvieron, con una altísima responsabilidad, los creadores cinematográficos y audiovisuales que desde hace mucho tiempo han estado trabajando, analizando, proponiendo, escribiendo, consultando de manera directa para llegar a este resultado. Sin su participación no hubiéramos podido hacerlo. Quisiera precisar que no fue una ayuda, porque ellos fueron protagonistas en este proceso”.

Si, conforme a lo expresado en el párrafo anterior, los mismos creadores fueron actores determinantes del proceso, cabe preguntarse, ¿cómo podrían los diseñadores interesados contribuir a impulsar un proceso análogo? ¿Qué hay que hacer? ¿Con quién hay que hablar?

“Hay que hacer esto para todas las profesiones posibles”

Terminamos con el comentario positivo y optimista de un informático: “Muy contento con esta noticia. A esto le llamo desatar las fuerzas productivas del país, por lo menos es una de las formas. Soy programador de equipo de cómputo y si en este artículo quitamos lo que tiene que ver con cine y ponemos informática, me sirve. En resumen hay que hacer esto para todas las profesiones posibles. Por ahora felicidades para los creadores, yo sigo esperando mi oportunidad, que con estas noticias la veo más cerca”.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.